Logia detectives

LOS DETECTIVES PRIVADOS NO SOMOS ESPÍAS

 

https:Logia detectives//www.canarias7.es/sociedad/gimeno-contrato-detectives-20210513092607-nt.html.

¿Han pinchado en el enlace? ¿Qué es lo que ven raro? Desde Logia Detectives en Sevilla vamos a intentar explicarles por qué no está bien redactada la noticia. ¡Ojo! Y nunca desde este despacho vamos a culpar a los magníficos profesionales del periodismo, sino a la falta de información existente sobre la materia.

Para empezar, diremos que los detectives privados no espiamos, los detectives privados investigamos, y ¿cuál es la diferencia?

LA DELGADA LÍNEA ROJA DE LA LEGITIMIDAD

Una primera aproximación a la legalidad de los servicios de detective privado está en nuestra Constitución, concretamente en el artículo 24.1. En este se indica, explícitamente, que “todas las personas tienen derecho a obtener la tutela efectiva de los jueces y tribunales en el ejercicio de sus derecho e intereses legítimos”. Aunque no se dice explícitamente, se sobreentiende que un detective privado es lícito si defiende esos derechos e intereses.

El artículo. 48.2 de la Ley 5/2014 de Seguridad Privada, nos dice, “la aceptación del encargo de estos servicios por los despachos de detectives privados requerirá, en todo caso, la acreditación, por el solicitante de los mismos, del interés legítimo alegado, de lo que se dejará constancia en el expediente de contratación e investigación que se abra”. Es en este momento cuando nos hacemos otra pregunta:

¿Qué es el interés legítimo?

Es pues un interés legalmente tutelado, ajustado a la ley. Por tanto, la Ley de Seguridad Privada 5/2014 exige que quien solicita la investigación debe ser alguien que tenga derecho a disponer de la información y pruebas que encarga sobre esa otra persona, de manera que quede protegido el derecho a la intimidad de la persona que se investiga.

¿Cuándo existe ese interés?

Ese interés existirá cuando exista una relación entre la persona que realiza el encargo y la persona a investigar, ya sea personal, laboral, profesional, mercantil, judicial o de cualquier otra índole, y además de todo esto, la Ley 5/2014 de Seguridad Privada, exige a los Despachos de Detectives Privados que esa legitimidad sea demostrable mediante documento escrito.

Si no hay legitimidad es espionaje

Por lo cual, podemos deducir que, si no existe vinculo entre la persona que realiza el encargo e investigado, no hay legitimidad, y sin legitimidad no hay investigación, y sin investigación, lo que tenemos es espionaje, y en ese caso estaríamos incurriendo en un delito contra la intimidad, que como bien sabemos es un bien jurídico fundamental recogido en nuestra Carta Magna.

Desde Logia Detectives en Sevilla les responderemos a todas sus dudas y les garantizamos absoluta confidencialidad en todas sus consultas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *